Servicios2019-01-28T17:15:53+00:00

DESINSECTACIÓN

Algo más de tres cuartas partes del reino animal está constituido por insectos e influyen drásticamente sobre la vida de nuestro planeta. La utilización de insecticidas ayudan a controlar la proliferación de insectos que pueden causar o ser transmisores de enfermedades letales; sin embargo la toxicidad de sus componentes activos y la utilización excesiva o no dirigida representan gran peligro, sobretodo para aquellos organismos a los cuales su uso no ha sido destinado.

DESRATIZACIÓN

La rata es el mamífero que mayor perjuicio sanitario y económico ha causado al hombre a lo largo de la historia, vector de enfermedades como la peste bubónica que en el siglo XIV causó la muerte de más 50 millones de personas en Europa. Actualmente en el Perú se ha documentado rebrotes de peste neumónica y leptospirosis.

DESINFECCIÓN

La proliferación de bacterias se produce a gran velocidad y puede producirse a simple contacto con las superficies, facilitando la propagación de enfermedades y el contagio. El uso de los limpiadores habituales no consigue eliminarlas eficientemente, por lo que es recomendable desinfectar de una forma profesional y con frecuencia.

TRATAMIENTO DE RESIDUOS SÓLIDOS

El manejo, tratamiento y disposición final de los residuos sólidos cuyas características son muy variadas pueden generar problemas de contaminación o inundaciones de redes de desagüe. La grasa residual o de desecho, normalmente es de origen animal y se produce en los lugares donde se procesan alimentos tales como plantas de procesamiento de alimentos y restaurantes.

CONTROL AVIAR

La proliferación de colonias de palomas y gaviotas es un problema real tanto en zonas urbanas como en industrias. Además de riesgos de enfermedades respiratorias y contagio de gérmenes patógenos en salud pública, sus excretas causan desgastes irreversibles en diversas infraestructuras.

LIMPIEZA Y DESINFECCIÓN DE SISTEMAS DE AGUA POTABLE

Agua potable es aquella que, bien en su estado natural o después de un tratamiento adecuado, es apta para el consumo humano y no produce ningún efecto perjudicial para la salud. Es limpia, transparente, sin olores o sabores desagradables y está libre de contaminantes. Para ello es necesario una adecuada limpieza de sedimentos e impurezas y desinfección de agentes patógenos desde la acometida hasta el grifo.

TRATAMIENTO FITOSANITARIO

Según la FAO desde 1990 hasta el 2010 se utilizó un promedio de 3.300 t de agroquímicos por cada 1.000 ha de cultivo a nivel mundial, cifra preocupante, por lo que siempre sugerimos, se invierta en prevención. Contamos con planes para detectar de forma oportuna la infestación de plagas, realizando controles preventivos para reducir al máximo el uso de plaguicidas y poder garantizar el comercio seguro de productos vegetales.